Inicio Nuestro Pan Diario Cuando el esplendor desaparece

Cuando el esplendor desaparece

La Biblia en un año : Salmos 20–22 Hechos 21: 1-17 Por la misericordia del Señor no hemos sido consumidos, porque nunca decayeron sus misericordias (v. 22). La escritura de hoy : Lamentaciones 3: 13-24

Nunca puedo recapturar lo esplendorosa que era nuestra hija Melissa. Se esfuman de mi memoria aquellos maravillosos momentos cuando la veíamos jugar alegremente al vóleibol en la escuela secundaria. Y a veces, es difícil recordar la tímida sonrisa de satisfacción que le surcaba el rostro cuando hacíamos actividades en familia. Su muerte a los 17 años hizo caer una cortina sobre el gozo de su presencia.

En el libro de Lamentaciones, las palabras de Jeremías muestran que entendía que el corazón puede ser perforado: «¡Mi esplendor ha desaparecido! ¡Se perdió todo lo que esperaba del Señor! » (3:18 ntv). Su situación era muy diferente de la tuya y la mía. Él había profetizado el juicio de Dios, y vio Jerusalén derrotada. El esplendor se había ido porque se había derrotado (v. 12), aislado (v. 14) y abandonado por Dios (vv. 15-20).

Pero ese no es el final de la historia. La luz brilló. Agobiado y quebrantado, Jeremías exclamó: «me atrevo a tener esperanza» (v. 21 ntv), la cual viene al darse cuenta de que «por la misericordia del Señor no hemos sido consumidos» (v. 22). Y esto es lo que debemos recordar cuando el esplendor se va: «nunca decayeron sus misericordias. Nuevas son cada mañana »(vv. 22-23).

La gran fidelidad de Dios brilla aun en nuestros días más oscuros.

De: Dave Branon

Most Popular

Escoger la esperanza

Soy una entre millones que padecen TAE , una clase de depresión común en lugares con poca luz del sol por el invierno. Cuando...

¿Cómo hacer que su Matrimonio Mejore?

Cuando logramos complementarnos, porque hemos aprendido a aceptarnos y a respetarnos, la relación en el matrimonio mejora en todo sentido. Es lo que nos...

Oraciones en la playa

Durante un viaje para celebrar nuestro 25. ° aniversario, mi esposo y yo leíamos nuestras Biblias en la playa. Cuando los vendedores pasaban y...

Esforzado y valiente

Cada noche, cuando Caleb cerraba los ojos, sintió que la oscuridad lo envolvía. Habitualmente, el silencio de su cuarto se interrumpía con el crujido...

Recent Comments